top of page

Cómo escribir un blog para que tus artículos se viralicen:

Los blogs sirven para dar a conocer tu profesionalidad al público, pero también sirven para posicionar y para que sus artículos puedan hacerse virales, si son buenos y útiles.


No es la primera vez que alguien nos pregunta por la longitud de un artículo de blog para que valga la pena. Y tampoco es la primera vez que decimos que os centréis en la utilidad de los escritos y no en hacer publicidad o intentar vender, sino en resolver problemas a la gente.


Hablando de la longitud de un artículo de blog, aquí el tamaño sí importa. Podemos dividir los artículos en 3 tipos según su longitud:

-300 a 900 palabras

-900 a 1200 palabras (que es la media)

-más de 1200 palabras


Traigo malas noticias para quien no le guste escribir. Los artículos de blog que mejor funcionan están todos por encima de las 7000 palabras. Traen cuatro veces más tráfico que los artículos que están en la media, se comparten un 40% más y generan más enlaces hacia la web. ¿Qué te parece?


Pues a nosotros nos parece que realizar uno de 7000 palabras cada mucho y posicionarlo bien puede ser muy útil.


Esto no es por nada, claro. Este tipo de artículo desgrana un tema cualquiera hasta el último detalle, con textos propios e info útil. Obviamente, responden a un tema que la gente está buscando en Google, que necesita de mucha información.


Si el tema en cuestión se responde con un texto breve, no te enrolles, porque será contraproducente, ya que, si buscan respuestas rápidas a una pregunta, no se van a tragar cuarto de hora de rollo. Así que planifica sobre qué vas a hablar y qué dudas o problemas quieres resolver antes de ponerte a soltar una novela.


El título del artículo del blog también es importante. Y aquí, el contar con un estudio de búsquedas en Google sobre un tema, es muy importante (las famosas palabras clave).


Títulos con preguntas, guías, listas, cómo hacer, etc. son de lo más buscado y suelen tener más de 10 palabras los que mejor funcionan, generalmente, claro. Los que tienen menos de 7 palabras suelen atraer menos la atención.


Las listas con datos y los cómo hacer… son lo más buscado generalmente. Son artículos útiles y la gente aprende de ellos. Seguro que en tu trabajo puedes crear un artículo con cosas de estas, ¿a que sí?

A la gente y al cerebro le encantan las listas, en serio. Al cerebro le facilitamos el trabajo con cualquier lista. Y con lista, queremos decir cualquier contenido listado: datos, instrucciones, pasos, etc. bien por escrito o en un gráfico.


El título o H1 debería dar respuesta a lo que la gente está buscando de manera específica, para que Google se lo tome en serio como búsqueda de información. Un ejemplo es el título de este artículazo tan chulo que estás leyendo. Esto ayuda al algoritmo a ofrecer fragmentos destacados del artículo.


En cuanto a la estructura del texto, a Google y a la gente le gustan los subtítulos (h2, h3…). De cajón. Para facilitar la lectura, mejor párrafos de 2 a 4 líneas máximo, con negritas, etc. Para algo que coge el algoritmo, habrá que aprovecharlo, ¿no?


Obviamente, no todo en un artículo del blog ha de ser texto (ni se te ocurra). ¿Sabías que los artículos con al menos una imagen tienen el doble de tráfico que los que solo tienen texto? Pues también se comparten mucho más y atraen un cuarto más de enlaces. Por si lo dudabas. Ahí lo llevas.


Y no hablemos ya de los vídeos en los artículos, claro, porque si son útiles y complementan el artículo, son aún mejores que las imágenes. Mejor aún si metes imagen y vídeo. Y si no lo subes a ningún lado y solo lo tienes en tu web, más enlaces que te llegarán seguramente.


Respecto a los vídeos… no estamos hablando de anunciar un producto con el vídeo. Repito: huye de hacer publicidad siempre. Todo el contenido que se cree ha de ser para ayudar a la gente, no para decir lo buenos que somos o qué novedad más novedosa tenemos y a qué precio tan molón.


Un artículo de blog de esta índole, solo puede escribirlo un profesional del sector, es decir, tú. Es muy difícil para un profano profundizar sobre un tema del que no ha estudiado o no se ha formado, y más difícil es intentar que esa información sea útil.


Pero ya sabéis que todo no es escribir este tipo de artículos. También se pueden escribir novedades de la empresa, noticias del sector, nuevos servicios, etc. Pero nadie va a entrar a un blog a ver publicidad, eso tenlo más que claro.


Nosotros hemos colado artículos de blog con muy pocas palabras en ciertas búsquedas que no estaban competidas, pero no suele ser lo normal. En cuanto hay competencia funcionando, a más largo el texto y más útil, mejor.


Combínalo con buena info visual y habrá muchas probabilidades de que hayas creado algo muy útil para tu web. Y, además, puedes ir ampliando info con el tiempo, para ir refrescándolo ante Google. El reciclaje de artículos, ampliándolos y actualizándolos, también funciona.


Esperamos te haya sido de utilidad esta información y, si tienes dudas, ya sabes que nos encanta ayudar (alguna veces cobrando). Longitud de este artículo: 890 palabras.

como escribir un blog






Comments


bottom of page